Back to top

10 de octubre Día mundial de la Salud Mental

Dia mundial de salud mental

¡COMFANDI SE UNE AL DÍA MUNDIAL DE LA SALUD MENTAL!

Al hablar de salud mental, estamos hablando de la sensación, percepción y evidencia de estados de estabilidad y armonía en el ánimo de las personas, la salud mental abarca una amplia gama de actividades directa o indirectamente relacionadas con el componente de bienestar mental incluido en la definición de salud que da la OMS: «un estado de completo bienestar físico, mental y social, y no solamente la ausencia de afecciones o enfermedades». Está relacionada con la promoción del bienestar, la prevención de trastornos mentales, el tratamiento y rehabilitación de las personas afectadas por dichos trastornos.

¿Qué son los trastornos mentales?

Un trastorno mental o del comportamiento se caracteriza por una perturbación de la actividad intelectual, el estado de ánimo o el comportamiento que no se ajusta a las creencias y las normas culturales, en la mayoría de los casos, los síntomas van acompañados de angustia e interferencia con las funciones personales.

Los trastornos mentales producen síntomas que son observables para la persona afectada o las personas de su entorno, algunos síntomas de que nuestra salud mental se pueda estar afectando pueden ser: 

  • Alteraciones de ánimo: comportamientos agresivos, violencia con las personas o animales a nivel psicológico y físico.
  • Cambios constantes de estados de ánimo: rabia, tristeza, felicidad en un periodo corto de tiempo. 
  • Alteraciones del sueño: aumento o disminución del tiempo de sueño.
  • Alteraciones del apetito: aumento o disminución del apetito.
  • Alteraciones del lenguaje: aumento o disminución del nivel de verbalización de las personas, comparándolo con su comportamiento habitual.

Las personas que presentan uno o varios de los síntomas enumerados deben consultar a un profesional si esos síntomas persisten, provocan un sufrimiento importante o interfieren con las tareas cotidianas con el fin de que sea atendido asi mismo tratado por un profesional de la salud y en caso de ser necesario formulación de medicamentos para la estabilidad emocional y mental de la persona.

Signos de alarma:

Pueden aparecer en varones y mujeres de cualquier edad y en cualquier raza o grupo étnico, aunque no se conocen perfectamente las causas de muchos trastornos mentales, se cree que dependen de una combinación de factores biológicos, psicológicos y sociales, como sucesos estresantes, problemas familiares, enfermedades cerebrales, trastornos hereditarios o genéticos y problemas médicos, aunque no existe una forma de prevenir la enfermedad mental se pueden tomar ciertas medidas  que te ayudaran a darles manejo y saber qué hacer. (organización mundial de la salud)

Atención a los pacientes: 

Si un ser querido muestra signos de enfermedad mental, mantén una conversación abierta y sincera con él y hazle saber tus preocupaciones, puede que no logres obligar a alguien a que busque atención profesional, pero sí puedes ofrecerle apoyo y aliento. Además, puedes ayudar a tu ser querido a encontrar un profesional de salud mental calificado y solicitar una consulta, incluso podrás acompañarlo a la consulta.

  • Trabaja con el médico o con el terapeuta para saber lo que podría desencadenar tus síntomas. 
  • Hazte los controles de atención médica de rutina. 
  • Pide ayuda cuando la necesites. 
  • Cuídate bien. Es importante dormir lo suficiente, tener una alimentación saludable y hacer ejercicio. 
  • Procura mantener un cronograma de actividades regulares. 
  • Habla con tu médico si tienes problemas para dormir o si tienes preguntas acerca de la dieta y la actividad física.

Si tienes alguno de los signos o síntomas de una enfermedad mental, consulta con un profesional de atención médica primaria o un especialista en salud mental. La mayor parte de las enfermedades mentales no mejoran por sí solas y, sin tratamiento, pueden empeorar con el tiempo y ocasionar problemas graves. Es importante reconocer ciertos signos y síntomas  de los trastornos mentales, es aun más importante que todos  estemos comprometidos con realizar acciones diarias para el cuidado y fortalecimiento de nuestra salud mental, como son el ejercicio, sana alimentación,  actividades recreativas,  sanas relaciones afectivas y familiares.